Entrenando como quiero, ¿cómo entrenas tú?

Llego a 109 kg, 3 entrenos por semana... lo que pasa es que a veces nos dejamos guiar por las modas y entrenamos mas de la cuenta...

Ya dije que volvería a mi época junior, donde iba a entrenar 3-4 veces x semana, solo 3 ejercicios x músculo, sistema heavy dutty y sin contar calorías, además de quitar todo aquello que no me deja dormir bien (estimulantes y demás cosas que muchos sabemos y no nombraré)

¿El resultado?... estómago menos inflamado, dolores articulares casi fuera todos, me duermo unas 10 horas al día y he cogido mejor humor.

La moraleja de mi parte es que por mucho que te guste entrenar, si no te recuperas es absurdo; para algunos será un entreno de vagos, pero para mi es calidad de vida, Tanto Dorian Yates como Jay Cutler eran grandes, ambos fueron Mr Olympia y ambos entrenaban de forma opuesta, pero ¿cual de los 2 tenia razón?

Para mis características Dorian, ¿para otros?, ni puta idea, pues eso hay que descubrirlo con el tipo de de personalidad, cuerpo, mente y condiciones que tienen...

No se trata del entrenamiento, se trata de creer en ti

Independientemente de las técnicas, tabla/plantilla o conjunto de ejercicios/repeticiones que elijas, lo más importante de todo es creer en lo que estás haciendo uses o no ayudas, uses o no suplementos o cierta dieta.

En lugar de pensar en las técnicas, piensa en tu interior cada día.

Incluso un programa de entrenamiento promedio será excelente cuando lo compre hagas al 100% y estés confortable dentro de él. Si realmente crees en tu enfoque de vida y de vida deportiva, las creencias se convierten en tu realidad y nada puede detenerte, más aún cuando sientes que estás bien tanto mental como físicamente.

Piensa en pequeño, gana en grande

Hay demasiadas personas sentadas en el buffet de entrenamiento con ojos hambrientos y estómagos pequeños. Sus objetivos, compromiso y esfuerzo no coinciden; esto es algo por lo que todos pasamos y yo mismo lo he hecho, modificando las cosas y mi enfoque hacia mi forma de entrenar y vivir ahora, porque sinceramente esta oportunidad me la quería dar.

Ahora todos podemos reírnos de esto, ya que todos hemos estado allí, pero demasiadas personas se quedan en esta tierra de los sueños; si cada compromiso y esfuerzo no están a la altura de los objetivos, habrás que corregir el problema tanto en los objetivos y metas más pequeños, como en soñar en grande, pues el progreso y los retrocesos son parte del culturismo y si no lo entiendes así, puedes seguir soñando.

En lugar de pensar en grande, piensa en pequeño y dejar de ser un gilipollas

El mayor éxito proviene de aquellos que aman el proceso y se enfocan en mejorar un poco; el truco es no tomar aire y admirar la vista, pues si sueñas demasiado, la realidad te disparará en la cabeza y dejarás de amar esto que es lo mejor del mundo... el culturismo...

¿Cómo entrenas y para qué entrenas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *